Cerca de la cierra de Pénjamo hay un pueblito (recientemente ascendido desde ranchería) dedicada, más que nada a la agricultura y ganadería, tradición que heredan de la hacienda de mediados del sXVIII que le da nombre al lugar: Tupátaro (que a su vez viene del Purépecha y se traduce como “Lugar del Tule Alto”). Al pie de la montaña, con ciertas defensas naturales y miles de manantiales en el terreno, es una tierra rica deamadres a la que le debo mucho.

Nota sobre la música

Sí, sé que el Huapango de Moncayo es harina de todos los costales y que aparece en cada video de paisajes mexicanos, sí. Pero personalmente tengo esa canción íntimamente ligada a ese pedazo de tierra desde mi niñez.

The making of

Este fue mi primer vuelo oficial de dron, de largo alcance y con todos los controles. Hubo un pequeño incidente, que no pasó a mayores, que queda perfectamente registrado en este tuit

Chale, tan chida que pudo haber quedado esa toma 😒

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *