Boda en Guanajuato2 min read

boda en guanajuato

Esos que van allí, son mi hermano y su ahora esposa.
De esas veces que no me salen las palabras y tengo que echar mano de versos ajenos, a lo mejor tardíos, pero perfectamente coronados por el evento:

Si puedes conservar la cabeza cuando a tu alrededor
todos la pierden y te echan la culpa;
si puedes confiar en ti mismo cuando los demás dudan de ti,
pero al mismo tiempo tienes en cuenta su duda;
si puedes esperar y no cansarte de la espera,
[…]
Si puedes soñar y no dejar que los sueños te dominen;
si puedes pensar y no hacer de los pensamientos tu objetivo;
si puedes encontrarte con el triunfo y el fracaso
[…]
o contemplar destrozadas las cosas a las que habías dedicado tu vida
y agacharte y reconstruirlas con las herramientas desgastadas…
Si puedes hacer un hato con todos tus triunfos
y arriesgarlo todo de una vez a una sola carta,
[…]
y si puedes obligar a tu corazón, a tus nervios y a tus músculos
a servirte en tu camino mucho después de que hayan perdido su fuerza,
excepto La Voluntad que les dice “¡Continúa!” “¡Chíngale!”.
Si puedes hablar con la multitud y perseverar en la virtud
o caminar entre Reyes y no cambiar tu manera de ser;
si ni los enemigos ni los buenos amigos pueden dañarte,
si todos los hombres cuentan contigo […]
si puedes emplear el inexorable minuto
recorriendo una distancia que valga los sesenta segundos¹
tuya es la Tierra y todo lo que hay en ella,
y lo que es más, serás un hombre, hijo mío carnal.

Paráfrasis a “If–” de (con todo lo evoca) Rudyard Kipling

1.- o si manejando haces en 60 segundos lo que los demás hacen en 65 (nota local)

5 thoughts on “Boda en Guanajuato”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *