No soy mucho del bombo a uno mismo, por lo que me limitaré a relatar esta gran aventura atenido a los hechos.

El 2011 tuvo a bien regalarme algo de publicidad como fotógrafo; varias publicaciones, un par de interesantes ventas de fotos y un sinfín de comentarios, positivos y negativos, de los que he sacado (espero) mucho provecho.

El chiste es que un lunes cualquiera en junio, me llegó un mail, el cual, tras un primer vistazo rápido (lunes, 8am, cansado, empezando la semana) lo marqué como spam. Unas horas después me entró la inquietud de leerlo más detenidamente y ‘oh sorpresa!’, me invitaban, junto a 24 reconocidos artistas mexicanos a participar en el evento ‘Kartell loves Mexico’. El evento consistía en que la marca italiana escogía una de sus piezas por artista y éste tenía que intervenirla con su trabajo.

Entre los artistas, de la talla de Héctor Esrawe, Cristina Pineda – Ricardo Covalín, Adame, Eva Vale, entre otros, habían pintores, diseñadores de interiores, arquitectos, fotógrafos,…

Hubo un momento frente al monitor cuando caí en cuenta que a) no era spam, b) iba en serio y c) alguien (posiblemente alcoholizado) me estaba metiendo en ligas mayores, fue cuando dije “ah cabrón, este spam sí está chido”. Me puse en contacto con la gente de Kartell México a ver si era en serio, considerando que fuera una broma, pero no, ‘Alcocer, fotografía, sí ya está aceptado por Milán ¿cuando nos podemos ver para afinar detalles?’ me dijeron. No es el lugar, ni las palabras me dan elementos para expresar mi cara de whaaaat!! asombro cuando escuchaba esto.

A partir de aquí pasaron un par de meses entre idas y venidas, firmas de contratos, explicaciones, cláusulas, piezas, aprobaciones, blah, blah, blah, cuando al fin, me entregaron para intervenir una increíble lámpara Tati (diseñada por Ferruccio Laviani), para cuya compra, habría (he) de soñar por varios meses. Fue entonces cuando finalmente me cayó el veinte: ‘¿Y ahora wey, qué le vas a hacer?’.

Tenía de dos sopas: tomarle fotos o imprimir sobre ella. Por varias razones me incliné por la segunda opción, escogí dos fotos:

over the bridge graveyard

…las imprimí en papel Duratrans®, las pegué sobre la cara interior** a modo de pantalla y este fue el resultado:

La recta final de este proceso era la exhibición y posterior subasta en el museo Soumaya, eventos en los que tengo que decir que le fue muy bien a la lámpara, se mostró bastante interés por ella y se terminó adjudicando a una puja mucho más alta de lo que jamás esperé.

Tras toda esta aventura, estoy moralmente obligado a agradecerle a varias personas; a Raúl, Emma de Kartell por su confianza, apoyo y ayuda con dudas tan idiotas, a María su (compartida, pero en ella fingida) ‘no tener idea’ y constante arreo, a Alfonso de Béjar por su retroalimentación, a Jorge del LMI por su apoyo en cuestiones técnicas y a toda la banda que me acompañó en el posiblemente único evento al que convoque de traje y corbata. ¡Gracias!


NOTAS:
** Todo gracias al LMI, donde pagué casi un brazo, pero valió la pena cada centavo.

12 Comments

  1. FELICIDADES, lo único que lamento es no haberme enterado a tiempo para asistir a la exposición. Un abrazo y muchos éxitos de éstos en el 2012.

  2. Muchísimas gracias Adrián, la verdad es que estaba muy nervioso y no fue muy promocionado por mi parte, ya ves que estoy diciendo esto casi 2 meses después :/

  3. Ay si! Ay si! Súuuuuper! Felicidades, ya cuando seas famoso, existira la posibilidad de que nos hagas el paro vendiendonos el producto, poquito mas barato? Espera! Ya me acorde! Yo tengo una foto regalada tuya! Wuiiiiiii!!! 😛

  4. ¡Felicidades Beco (con gran emoción)! Que sea la primera de muchas subastas de tu obra.

  5. son muy buenas sus obraas, y la de ste articulo no quedo excelente beco, me alegra poder felicitarlo y ecirle que siga adelante tiene mucha imaginacion y carisma para esto =)

  6. Hombre, qué emoción!!!
    Yo acá veo Kartell nomás en escaparate. Te deseo de corazón que el 2012 sea un año de confirmación de todo lo que lograste en el 2011.

    Un abrazo y muchas felicidades!!

  7. O_o. Qué chingón.

  8. Buenísimo el arte que desprende. mis felicitaciones.

  9. Muchas felicidades Alberto… Que guardadito lo tenias.

  10. ¡Guao! Qué gusto, Beco. Hace mucho que no te visitaba por aquí. Espero recordar esta buena costumbre más a menudo. Abrazo.

  11. Pingback: Puente en Brujas - b3co

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *